Carne de ternera

Carne de ternera

La carne de ternera ecológica aporta proteínas de alta calidad. Es una rica fuente de minerales y vitaminas (hierro, zinc, vitaminas B12 y B2 y ácido nicotínico), perfecto para los deportistas. Tiene ácidos grasos insaturados que nuestro organismo no puede fabricar. Está absolutamente garantizada la ausencia de residuos artificiales, por lo tanto, es un producto sano y básico para nuestra alimentación, hecho que aumenta su gusto y melosidad. Su contenido en grasa varía según la parte o la edad del animal y, al tratarse de un rumiante, contiene una proporción de grasa saturada superior a otras carnes, que se caracteriza por ser una carne con más buena infiltración de grasa al tejido muscular, obteniéndose unas gratas cualidades de ternura, regularidad y melosidad.

La ternera ecológica crece aprovechando los pastos naturales del medio donde vive.

Durante los 6 primeros meses de vida, se alimenta de leche materna. La alimentación de las vacas de cría ecológica se completa con forrajes y granos de cereales ecológicos sin ningún aditivo, que representan el 60% de su alimentación. Se trata de alimentos que provienen de la agricultura ecológica y que, por lo tanto, son libres de pesticidas y adobe químicos en su cultivo.

Productos